Conservar la alegría

25 Nov

Vengo con un defecto de fábrica: sonrío demasiado.  Esto no es algo de lo que sea del todo consciente,  sino más bien un gesto que a veces me sale por default, y que más de una vez me han hecho notar.

En ocasiones viví esto como una desventaja. Me da la sensación que la sociedad- esa que somos todos pero en realidad no es ninguno- prejuzga a quien sonríe mucho: o son falsos, o poco inteligentes, quizás un poco ingenuos, ciegos a todos los problemas que hay en el mundo. Por otra parte en la escalera al éxito se valora a quienes son serios, formales, hasta un poco desconfiados.

Con el tiempo me fui encariñando con esta característica. Considero un privilegio no haber perdido las ganas de sonreírle a la vida a pesar las cosas malas que me tocó ver y vivir. Hoy me planteo como desafío que estirar los cachetes no sea solo una mueca automática, sino que una actitud frente a la vida que me acompañe siempre.

Creo de verdad que una sonrisa auténtica puede cambiar al mundo, tanto cuando la damos como cuando la recibimos. Nos invita a ser más alegres, a disfrutar más y preocuparnos menos. Nos empuja a confiar en que pesar de todo vida vale la pena ser vivida; a seguir y seguir caminando, porque algo bueno siempre se encuentra, y si no lo encontramos, lo inventamos.

A su vez, la alegría abre puertas. Puede que con el paso de los años conservar la sonrisa nos convierta en una rara avis, un bicho extraño, que no aprendió que la vida es un valle de lágrimas o que se olvidó de entrar en el mundo serio de los adultos. Pero estoy convencida de que si le sonreímos a la vida, a la larga, la vida nos va a sonreír; y que si nos comprometemos a regalar sonrisas sinceras a quienes nos rodean, podemos superar muchos de los muros que nos separan.

M.

“¿Y cuando no se tiene la menor gana de sonreír? Entonces hay que hacerlo doblemente: porque lo necesitan los demás y lo necesita la pobre criatura que nosotros somos. Porque no hay nada más autocurativo que la sonrisa. “La felicidad -ha escrito alguien- es lo único que se puede dar sin tenerlo”. La frase parece disparatada, pero es cierta: cuando uno lucha por dar a los demás la felicidad, ésta empieza a crecernos dentro, vuelve a nosotros de rebote, es una de esas extrañas realidades a las que sólo podemos acercarnos cuando las damos. Y éste puede ser uno de los significados de la frase de Jesús: “Quien pierde su vida, la gana”, que traducido a nuestro tema podría expresarse así: “Quien renuncia a chupetear su propia felicidad y se dedica a fabricar la de los demás, terminará encontrando la propia”. Por eso sonriendo cuando no se tienen ganas, termina uno siempre con muchísimas ganas de sonreír.”

— José Luis Martín Descalzo “El Arte de dar lo que no se tiene

4 comentarios to “Conservar la alegría”

Trackbacks/Pingbacks

  1. Amores Puente | Mismo Cielo - 9 julio, 2014

    […] de un abrazo, una carta, un recuerdo, del cara a cara, una escucha atenta, un consejo bien acertado, una sonrisa, un silencio compartido, un “me acordé de tí” en el momento más inesperado, un […]

  2. La cosecha | Mismo Cielo - 22 julio, 2014

    […] creo en las recetas de la felicidad, porque por más que compartamos nuestro camino con muchos, las luchas y los desafíos son […]

  3. Felicidad despeinada | Mismo Cielo - 25 septiembre, 2014

    […] una apasionada de la alegría, creo firmemente que una sonrisa abre puertas y que la actitud con la que hacemos las cosas hace […]

  4. Mismo Cielo - 11 diciembre, 2014

    […] convencida de que, en un mundo en que insiste en mostrarnos que todo está perdido, vivir con una sonrisa genuina es algo revolucionario, y que contagia. Pero, si no nos cuidamos, esa búsqueda nos puede alienar, llevar a vivir […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: